Centro de Diagnóstico Granada utiliza la Radiología computerizada digital, una tecnología cuya principal ventaja es la reducción de la dosis de radiación que recibe el paciente respecto a las técnicas de radiología convencional. A ello se añade una mayor nitidez y calidad de imágenes, lo cual permite un diagnostico mas certero.

También aplicamos la radiología digital, en la que fuimos el segundo Centro de España en implantarla, casi simultáneamente a un Hospital Público de Barcelona, en 1996. Esta tecnología elimina la impresión directa de la placa radiográfica y la sustituye por un detector mucho más sensible, con lo cual se puede reducir la dosis de radiación necesaria. La imagen obtenida se transmite y almacena en un soporte informático y puede imprimirse en placa, si se desea, o en cualquier otro medio electrónico.

En la actualidad, podemos aceptar el reto y las recomendaciones medioambientales de reducir la contaminación y contribuir al sostenimiento del medio ambiente. La placa radiográfica, por imperativos de seguridad, está compuesta de un soporte ininflamable y no degradable, además de contener metales pesados. Ya hace muchos años que prescindimos de las reveladoras húmedas que vertían productos químicos y hemos optado por la novedosa impresión de alta calidad en papel, en equipos especiales para radiología, y las imágenes grabadas en CD, así como la posibilidad de transmisión directa a la pantalla del ordenador del clínico.

radiología digital

Nuestro método y el adoptado por los centros más avanzados es el de realizar el diagnóstico en monitores especiales, donde se visualizan todas las imágenes y se seleccionan para imprimir solo las que contienen información clave, en tanto que las demás se proporcionan en soporte informático. Todo ello facilita la tarea al médico receptor, incapaz de ver y reconocer la gran cantidad de imágenes que se obtienen con los modernos equipos; en caso de duda, como siempre, se puede consultar con el radiólogo o visualizar las series completas. Cuando las redes de comunicación lo permitan, incluso se suprimirá esta impresión resumen, pues las imágenes se enviarán directamente al ordenador del médico, labor en la que trabajamos actualmente.

Esta técnica nos permite, por otra parte, tener archivados todos los estudios que realizamos, lo cual ya es una exigencia legal en algunos países, con la ventaja de que el paciente puede volver a solicitar su estudio y así comparar su diagnostico actual con estudios previos. Estos archivos se hallan protegidos por las leyes de confidencialidad de datos.

Además, estamos dando los pasos para obtener una valoración de la dosis empleada para su estudio en cada paciente.