¿Qué es y para que sirve una prueba de densitometría ósea?

A partir de determinadas edades en las mujeres, es frecuente observar que la densidad de sus huesos va disminuyendo, en muchas ocasiones denotando una bajada de peso a nivel corporal y llegado a situaciones más extremas, lesiones en la columna y las caderas.

Para comprobar si ha habido dicha disminución ósea se necesita realizar una prueba llamada: densitometría ósea, hablaremos de ella en profundidad a lo largo de este artículo.

Empecemos por ver qué es exactamente esta prueba y a qué tipo de personas su doctor puede llegar a sugerirla.

¿Qué es la densitometría ósea o DXA?

La prueba de densitometría ósea es un examen que determina la densidad mineral ósea y contemplar si ha habido una pérdida significante. Se realiza a través de tecnología mejorada de rayos X, consiguiendo así de manera no invasiva un diagnóstico médico.

Esta prueba no causa ningún dolor, es similar a la aplicación normal de rayos X.

¿Cómo funciona la prueba de densidad ósea?

Las pruebas de densidad ósea son test individuales que se centran en su mayor parte en la densidad de huesos como el antebrazo, la cadera y la columna vertebral.

También existe una prueba de densidad ósea periférica examinando el talón, los dedos, el antebrazo o la muñeca, si en estas pruebas se denota algún tipo de anomalia al compararlo con el estándar, su doctor deberá sugerirle un seguimiento sobre su caso.

Para realizarse la prueba deberá no llevar objetos metálicos encima al momento de exposición a los rayos, una vez situada en la tabla/camilla deberá permanecer quieta. Cuando se haya iniciado el proceso, el técnico en rayos X observará diferentes puntos de su cuerpo y finalmente la prueba habrá finalizado.

¿Cómo necesitas prepararte para realizar esta prueba?

La preparación de esta prueba es realmente sencilla, ya que el dia anterior no necesitará tener una alimentación específica, puede comer con normalidad pero si está tomando suplementos de calcio deberá parar durante 24h antes de la prueba.

Debe tener un poco de cuidado con la vestimenta, ya que no debería llevar prendas ajustadas o ceñidas al cuerpo, ni tampoco algo que tenga cierres como botones o cinturones.

Informe a su médico si recientemente ha tenido un examen con bario o le han inyectado un medio de contraste para una tomografía axial computada (TAC) o una radioisotopía.

Y por supuesto si se encuentra con un embarazo debería informar a su doctor ya que muchas pruebas por imagen no pueden realizarse por tal de no afectar negativamente al feto.

¿Qué tipo de paciente necesita una densitometría ósea?

Existen grupos de personas que tienen más factores de riesgo para la pérdida de densidad ósea, por lo tanto este tipo de prueba es más beneficiosa.

  • Mujeres postmenopáusicas con síntomas severos y que no hayan tenido ningún tratamiento hormonal
  • Personas que presenten enfermedades con síntomas de pérdida ósea
  • Mujeres postmenopáusicas que sean o hayan sido fumadoras
  • Personas mayores que tengan antecedentes familiares de fracturas en cadera o columna vertebral
  • Personas que padezcan hiperparatiroidismo
  • Personas que hayan cualquier fractura ósea con golpes leves y por lo tanto de recuperación frágil
  • Personas que consuman medicamentos con pérdida de calcio en los huesos
  • Niños que crezcan con patologías que afectes a la formación de huesos

Beneficios de una densitometría ósea

Entre las ventajas que tiene realizarse esta prueba se encuentran los siguientes motivos de valor:

  • Es una prueba no invasiva, realizada de manera simple y de poca duración de tiempo
  • La cantidad de radiación necesaria es realmente pequeña
  • Esta prueba determina en muchos casos si es necesario iniciar realmente un tratamiento en el paciente y además ayuda a monitorizar los avances de este
  • Por lo general no es una prueba que de lugar a efectos secundarios
  • No se requiere anestesia para realizarse
  • No deja rastros de radiación X en el paciente

Riesgos de una densitometría ósea

  • En caso de embarazo esta prueba no es recomendable dado a la exposición de rayos X que puede afectar al feto
  • Siempre existe la posibilidad de tener cáncer como consecuencia a la exposición de rayos, en este caso el porcentaje es realmente bajo y no constituye un motivo de peso para rechazar dicha prueba

¿Cómo se interpretan los resultados de una DXA?

Una vez realizada la densitometría ósea obtendrá un informe completo con los resultados de su prueba.

La puntuación de su examen de densidad ósea se valorará en dos tipologías:

  • Puntuación T: muestra su cantidad ósea en comparación con un adulto del mismo género con una capacidad ósea máxima. En esta escala, una calificación entre -1.1 u -2.4 es clasificada como masa ósea baja (osteopenia) y cuando se encuentra con puntuación menor a -2.5 ya es considerada osteoporosis. Esta puntuación es importante para poder prevenir fracturas.
  • Puntuación Z: muestra una comparativa con un grupo de personas de su misma edad y género, en condiciones físicas similares. Esto permitirá a su médico el iniciar, si lo considera necesario, monitorización en el paciente o un tratamiento en concreto.

Pese que a esta prueba se le encuentra algunas limitaciones, como por ejemplo no poder predecir con exactitud qué paciente podrá tener una fractura, es más esclarecedora que problemática. Y le ayudará a poder controlar el estado de su densidad ósea y si es necesario iniciar cualquier tipo de tratamiento.

Nuestro equipo de densitometría además de servir para diagnostico de osteoporosis lo podemos usar para análisis de composición corporal.

No dude en ponerse en contacto con nosotros para cualquier duda que tenga sobre la DXA, estaremos encantados de atenderle y ayudarle.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *